Estamos viviendo tiempos difíciles, se han experimentado cambios monumentales que quisas hace mucho tiempo atrás no nos hubieramos imaginado que ocurrirían en tan poco tiempo y de una manera tan radical. Raramente las cosas que ocurren en la sociedad dejan de afectar a la iglesia. Si es que esto algúna vez ha ocurrido.

En los tiempos de la Reforma los tiempos habían comenzado a cambiar, y el poder político y relegioso había comenzado a ser cuestionado por la misma sociedad de tal forma que ese clima en la sociedad le favoreció al movimiento de la reforma, sin embargo hoy en día los vientos soplan en contrarios al movimiento de la Iglesia.

La iglesia siempre se ha visto amenazada por diversas corrientes, aún despues del tiempo de la Reforma, tuvieron que enfrentar  la época de la modernidad, que quería remplazar la fe en Dios por la fe en la ciencia.

Estamos enfrentando la peor de las amenazas por medios de La Revolución moral

Hoy mismo nos despertamos con la noticia de que la Suprema corte había aprobado el matrimonio homosexual en Estados Unidos, dandole el privilegio en los cincuenta estados para poder tener un matrimonio contrario a la Palabra de Dios.
La redefinición de los sexos es parte de esta revolución sexual. La perdida de la dignidad de la vida, en Holanda las leyes se preparan para que un niño de cualquier edad que esté sufriendo de una enfermedad pueda pedir la eutanacia. Estamos viviendo tiempos difíciles.

Hablo de todo esto porque lo que se me ha enconmendado predicar es sobre un líder para este tiempo, y todo lo que hoy estamos viendo es solamente la punta del iceberg, todo lo que viene es masivo y viene a una gran velocidad.

Si todo lo que estamos hablando te parece amenazante quiero recordarte que no importan los movimientos ni la manera a la que avances, la iglesia prevalecerá por que Cristo dijo que las puertas del Hádes no prevalecería contra la iglesia. La iglesia es la única institución que cuenta con el respaldo de los Cielos. La historia de la iglesia está hace veinte Siglos para probar lo que acabo de decir.

Si comparas la iglesia primitiva con la iglesia actual, puedes darte cuenta que la iglesia es más grande, es más global, más iglesias locales plantadas, tiene más misioneros y centros de entrenamientos, es más numerosa, tiene más influencia a lo largo del globo es una iglesia más conocida y tiene un legado a pesar de las dificultades e insabores.

En Occidente tenemos una sociedad mucho más secularisada y más antogonista, desde esta sociedad es que Dios nos está invitando a liderar Su Iglesia.

Quiero recordar que aunque los gobiernos puedan que no estén a nuestro favor, si Dios está con nosotros, no importa quien esté en contra. La iglesia necesita estar del lado de Dios.

La iglesia necesita ser liderada

Nunca las cosas se han movido bien en la ausencia de un buen liderazgo. Nos podemos remontar a la época de Moises, a la época de Josué o si te vas a la época de los jueces, cada vez que había un mal liderazgo, el pueblo de Dios era esclavizado, y Dios tenía que levantar a un nuevo líder a través del cual el liberaría a Su pueblo. Si avanzas al Nuevo Testamento las cosas no serán diferentes, si piensas en Jesús, Pablo, y luego en la época de la Reforma, en un Juan Calvino, en un Martín Lutero, Jonathan Edwards, en un George Whitfield en cualquier momento de la historia Dios es quien ha hecho su trabajo, pero ha hecho su trabajo a través de hombres que Él a levantado. Dios no necesita ayuda pero Dios siempre a revolucionado la historia através de hombres que Él forma y que Él levanta.

No tenemos una historia de formación de Líderes.

Lo que tenemos es el ejemplo de un liderazgo dictatorial que ha infiltrado el modelo en la iglesia y hemos experimentado el mismo tipo de liderazgo en nuestra iglesia y esto no agrada a Dios.

Si tenemos una crisis en la sociedad y en la iglesia, parte de esa crisis es una crisis de liderazgo.

En un tiempo de apostoles y profetas que abundan se hace necesario revisar un tipo de liderazgo diferente al que estos hombres han exibido.

Lectura Bíblica: 1 Pedro 5.1–14

Pedro siendo apóstol se llamó así mismo anciano, el liderazgo no radica en el título, el liderazgo radica en lo que Dios nos quiere dar.

El éxito dificulta la humildad.

El orgullo no es enseñable y no nos permite ver los mensaje de advertencia.

Si pastorear la iglesia te ha cansado, necesitas parar y recargar tus aterias espirituales o quisas no has sido llamado.

No podemos pastorear el rebaño de Dios como obligación sino voluntariamente como quiere Dios.
Cristo poseyéndolo todo dejo todo.

Algunas ponencias para los Líderes

  • Hermanos amados nosotros no somos dueños del ministerio, el ministerio le pertenece a Dios.
  • El evangelio de la prosperidad ha dañado los cinco continentes. Jesús andaba en un burrito y hoy algunos líderes andan en Jets privados.
  • El pastorado es un privilegio. Dios encarga humanidad redimida a pastores.
  • No son nuestras ovejas, son las ovejas de Dios. Tendemos a empuñar lo que es de Dios.
  • Para ministrar al pueblo de Dios necesitamos ser llenos del Espíritu.
  • Nada nos pertenece y lo empuñamos todo. Cristo tenía todo y se despojó de eso para salvarnos.
  • Las cosas acumuladas no traen felicidad acumulada al hombre.
  • Una cosa es condenarse en nombre de buda, y otra en nombre de Cristo del evegelio de la prosperidad.
  • No somos jerarcas de las ovejas, somos siervos para Su gloria q deben dar ejemplo a las ovejas.
  • Un líder debe interesarse más en servir a Dios que a sí mismo.
  • La sumisión al Señor es la clave para ser un líder. Pertenece a la comunidad de la vasija y la toalla.
  • Resultado de idea agrandada del hombre y pequeña de Dios: se ejerce señorío sobre ovejas.
  • Si debemos comer y beber para gloria de Dios, cuánto más predicar la Palabra y pastorear.
  • Dios creó y sostiene todo con la Palabra. ¿Cómo no centrar nuestros púlpitos en ella?
  • La salvación del hombre se trata en primer lugar de la gloria de Dios.
  • La hambruna bíblica es resultado de la invasión del pragmatismo en el púlpito.
  • Invasión del utilitarismo en el púlpito hace que la experiencia humana reemplace a la Biblia.
  • M. Lloyd Jones dijo: “La causa de todos los problemas en la iglesia y el mundo es la desviación de autoridad de la Biblia”.
  • Debemos recordar que un administrador no hace nada sin consultar a su Señor.
  • La falta de sumisión hace que muchos pierdan sus pastorados.
  • Las características de un Lider para este tiempo son: humildad, dependencia y obediencia.
  • Debemos revisar el Modelo de liderazgo que Pedro nos da en este texto.
  • Cuando tenemos una visión deformada de la naturaleza de Dios y del hombre es cuando nos transformamos en señores del rebaño de Dios.
  • Estamos en el púlpito sólo para declarar la gloria de Dios.
  • Sola Scriptura protege la revelación de Dios, el pueblo de Dios y la gloria de Dios.
  • La iglesia es el micrófono de Dios hacia los perdidos.
  • Mientras la iglesia más se parece al mundo, menos oposición tiene. La iglesia fiel sufrirá persecución.
  • Si hay algo que la reforma hizo fue levantar los ojos del hombre a los cielos de los cielos.
  • Se hace imperativo que las doctrinas que transformaron a Europa se prediquen en Latinoamérica.
  • Debemos levantar el concepto de Dios porque cuando levantemos esto levantaremos el concepto de Las Escrituras.
  • Dios no hace nada que no esté sostenido por la Palabra.
  • Sola Escritura debe transformarse en el Grito de batalla de América Latina.

Puedes escuchar el Sermón completo en el siguiente link: https://goo.gl/FGyBAe

Fotografía cortesía de Edu Vazquez