18 diciembre 2014

Cantando el Evangelio, Vida más que canción

Me fue imposible quedarme dormido sin ver la 2da. Mini-conferencia online de “Soldados de Jesucristo”, con Mauricio Velarde y Sergio Villanueva, sobre “cantando el evangelio”, entrevista que nuevamente realizó nuestro hermano Enrique Oriolo.

Creo que cada cristiano debería escuchar esta conferencia, ya que es un tema en boga que nos compete a todos. La de cantidad “pseudo-música-cristiana” que hoy se está cantando y vendiendo dentro del mundo cristiano, debería hacernos pensar un poco más profundo en este tema.

Para los verdaderos Cristianos debería ser un tema importante la adoración. Como cristianos hoy más que nunca necesitamos volver a “cantar el evangelio”.

Es increíble que en siglos pasados tantos hermosos himnos se hayan creado y hoy solamente aparecen canciones humanistas que se enfocan en nuestras necesidades, algunas otras que se las podríamos dedicar a nuestra esposa, y algunos a su novia, también canciones tan repetitivas que me hacen pensar en las palabra de Jesús sobre la oración y las vanas repeticiones.

Comienza la entrevista con la presentación de los invitados, y la primera pregunta que surge, sin duda la más importante para cantar el evangelio es conocer.

¿Qué es el evangelio?

Sergio, nos responde: “El evangelio significa buenas nuevas, buenas noticias, el evangelio es un mensaje, es el mensaje completo de que Dios creó al hombre, creó la humanidad, la humanidad se reveló contra Dios. Pero Dios no se quedó ahí, Dios tomó la iniciativa para restaurarnos con él. Y lo hizo por muchas maneras, dándonos la ley, dándonos los profetas, pero culminando con la venida de su propio Hijo Jesús. En la vida perfecta de Jesús, en Su muerte como sustituto por nosotros, y en Su resurrección sobre el pecado y la muerte, nosotros tenemos ese mensaje de cuanto Dios nos ama. Uno tiene que mirar a Jesús para ver cuanto Dios está comprometido con restituir la humanidad para si mismo para su propia Gloria.
Su vida, su muerte y su resurrección y como nos transforma hoy, y es el mensaje no solo con el cual entramos al comino de Dios, si no el mensaje que nos sostiene en todo nuestro caminar con Dios”.

Luego Enrique, pasa la pregunta que surge a Mauricio Velarde.

¿Podemos cantar el evangelio?

Mauricio, nos comenta: “No sólo lo podemos cantar, sino que lo DEBEMOS cantar”.

Comenta también que: “El evangelio no sólo debe ser comunicado, predicado, sino que también cantado”.
Mauricio, recuerda el canto de Moisés en Deuteronomio 31, 32 para entrar a la tierra prometida y el cántico les serviría por testigos.

Entonces habló Moisés a oídos de toda la congregación de Israel las palabras de este cántico hasta acabarlo.
Deuteronomios 31.30

También comenta sobre el propósito de cantar, nos ayuda a retener información. (Por mi parte creo que sin duda sería una buena metodología para aprender más textos de la Biblia).

Este texto es hermoso para animarnos a recordar la Escritura:

La palabra de Cristo more en abundancia en vosotros, enseñándoos y exhortándoos unos a otros en toda sabiduría, cantando con gracia en vuestros corazones al Señor con salmos e himnos y cánticos espirituales.
Colosenses 3:16

¿Por qué Dios quiere que cantemos?

Porque aprendemos el evangelio.

Sergio, hace referencia a Apocalipsis 5:12, No sólo cantaremos aquí, sino que cantaremos en el cielo, siempre cantaremos el evangelio.

“Cantamos el evangelio aquí y lo cantaremos allá, El evangelio es el centro”.
—Sergio Villanueva

Mauricio, comenta: Lo estamos practicando aquí y lo seguiremos cantando allá.

¿El evangelio remplaza la predicación del evangelio?

Sergio, comenta que no hay un remplazo a la predicación del evangelio, Dios nos manda a proclamar el evangelio de muchas maneras, Dios nos a dado el regalo de la música para recordar su evangelio.

El cantar el evangelio nunca va a remplazar la predicación del evangelio, pero también debemos recordar que el cántico es esencial en la vida de un cristiano.

Dios es quien pone en nuestra boca la verdadera alabanza luego de que nos salva.

Puso luego en mi boca cántico nuevo, alabanza a nuestro Dios. Verán esto muchos, y temerán, Y confiarán en Jehová.
Salmo 40.3

Sergio, también recuerda que luego de la predicación de Pablo y Silas (Hechos 16:16-40), que luego de haber sido golpeados, ellos cantaban, cantaba Salmos.

Jesús, nuestro salvador, también cantó, antes de ir al calvario en el Getsemaní canto. Se dice que en la pascua, los Judíos cantaban el Salmo 113 al 118, “éste es el día que ha hecho el Señor”, (cantar esto antes de ir a la Cruz a morir es impresionante).

Mauricio, comenta que toda la trinidad está involucrada en la adoración. Nosotros cantamos porque Dios canta, Sofonías 3:17.

Sergio, hace una hermosa figura, comenta sobre los balbuceos de un bebe, cuando nosotros les cantamos a nuestros hijos para que se calmen, Dios nos canta a través de su Palabra.

Enrique, comenta que en un tiempo que podemos buscar en Internet, música cristiana y tenemos cientos de canciones pero

¿Cómo puedo detectar o saber qué canciones son centradas en el Evangelio?

Sergio, comenta:

“nuestra guía es la Palabra de Dios, en los salmos hay canciones cortas, y canciones largas como el salmo 119, tenemos canciones que hablan de las dudas, y otras que hablan de la gloria de Dios. Al escoger canciones, debemos escoger canciones que nos lleven por estas áreas, canciones sobre la grandeza de Dios, que le alaben y exalten por quien Él es, canciones que hablen de la necesidad y de la esperanza en Dios, canciones que le adoren a Él, Él es Santo te adoramos”.

No puede haber canciones que no hablen de la cruz, no puede faltar la expresión de Dios al amarnos en la cruz, y qué es lo que sucede en la Cruz, Jesús tomando nuestro lugar y ahora nosotros respondiendo a ese amor.

Esta canción es muy bonita pero no habla de la cruz.

Las canciones buenas son las que exaltan a Dios y te enseñan el evangelio.
—Mauricio Velarde

Mauricio, comenta: “Hay muchos artistas famosos que no tienen buena doctrina, y muchas personas van a estos artistas y aprenden estas doctrinas que no están predicando el evangelio en su totalidad, sino parcialmente, haciendo referencia al evangelio pero no hablando por completo del evangelio”.

Las canciones primeramente deben glorificar a Dios y edificar a la iglesia.
—Mauricio Velarde

Sergio, comenta: […] el evangelio hoy en día se asume, muchos dicen: “ellos ya saben el evangelio”, pero realmente esto no quiere decir que no debamos seguir recordando el evangelio.

Hay muchos Discos, o servicios, en que la adoración no se habla de la cruz.
—Sergio Villanueva

También hace una pregunta para meditar: “Si la gente entrara a nuestras congregaciones y tuviera salir a la hora de la predica, se llevarían un entendimiento de lo que es el evangelio solamente con haber escuchado la adoración”.

Enrique, comenta que la palabra Artista suena bastante este tiempo y pregunta:

¿Qué hay de la palabra Artistas, se debe usar?

Sergio, comenta sobre el Artista o salmista, el artista es alguien que hace arte, si alguien está haciendo arte para Dios, está bien, si alguien se llama Salmista, y está usando sus discos sólo para enriquecerse eso está mal.

Se enfatiza que lo importante no es tanto como nos llamamos sino que es lo que hacemos.

Se comenta también algo importante:

“No sabemos tener la distinción entre entretenimiento y alguien que está sirviendo a la iglesia como un ministerio”.

Lo que hacemos al servir en la iglesia no es lo mismo que hacemos al servir al Señor en un evento masivo.

Mauricio, nos comenta sobre la importancia de tener una motivación correcta:

No tenemos que tener miedo a usar la palabra Artista. No es el problema de la palabra es el problema de la motivación.

Mauricio comenta sobre su testimonio: “Antes mi motivación era yo, pero cuando Dios hizo el cambio al entender el evangelio, yo ya no quiero ser famoso, quiero que la gloria sea de Dios”.

Nos enfatiza que el problema está en el corazón, si el hombre está robarle la gloria a Dios y sólo llenándose los bolsillos de dinero, esto no glorificará por ningún motivo a Dios.

Sergio, habla de que no hay nada más hermoso que servir a tu iglesia local. Si en nuestro corazón está el deseo de hacer grandes conciertos y hacer cosas grandes para Dios, recuerda que no hay algo más hermoso que servir en tu iglesia local.

¿Alabanza y adoración es sólo música?

Sergio, comenta que “Alabar y Adorar a Dios es más que música, Pablo luego de exaltar a Cristo y el evangelio en 11 capítulos, en el capítulo 12, habla de que nosotros somos un sacrificio vivo, la alabaza y música lleva una vida, no puedes cantar una cosa, y el corazón estar lejos de Dios”.

Mauricio, comenta que “Cuando vemos en la Biblia adoración, muy pocas veces se refiere a algo musical, se refiera a algo del corazón, más que una experticia se refiere a una actitud del corazón”.

Recuerda que la adoración es servicio y comenta que La esposa de Billy Graham, tenía en el lugar donde lavaba los platos un recordatorio:

“aquí se adora después del almuerzo”.

La adoración nunca para, nunca se detiene, la adoración nunca cesa, desde que abrimos los ojos hasta que los cerramos. Dios nos creó con el propósito de adorarle.

La mejor definición de la adoración es un estilo de Vida, todo lo que hagáis hacedlo para la gloria de Dios, es más que algo musical.

Sergio, comenta que nuestra adoración es la respuesta que nosotros damos a la revelación de Dios. Si el contexto de adoración soy yo y no Dios, mi adoración será centrada en mi y en mis necesidades.

Es importante que nosotros tengamos el contexto correcto al momento que adoramos, es la respuesta a la revelación de Dios.

Enrique pregunta sobre el llamado que Dios hace, cómo saber si tengo un llamado a realizar esta tarea.

¿Cómo se si soy llamado a ser un líder de alabanza en mi iglesia local?

Mauricio, comenta algo que para todos debe ser importante:
“Tengo un deseo de servir, amor por la iglesia, amor por edificar a la iglesia. Si eres llamado para servir tienes que tener hambre por La Palabra”.

Mauricio cita a un Bob Kauflin:

“Un líder de adoración eficaz es guiado por el espíritu Santo, él combina verdades bíblicas para enseñar y dirigir a la congregación a ver la gracia de Dios y el sacrificio propiciatorio, con el fin de recordarnos que estamos adorando porque para eso fuimos creados”.

Mauricio, continua diciendo que el verdadero líder de adoración debe guiar a la iglesia a conocer a Dios, si sientes que eres llamado, tienes que conocer el evangelio, puede ser un excelente músico pero si no conoces el evangelio de nada te sirve.

Se comenta también que si piensas que eres llamado, pero no tienes deseos de leer la Biblia, libros de teología, tu no eres llamado.

El líder de alabanza está encargado magnifica la Gloria de Dios. Algo que es grande la Gloria de Dios, no como un microscopio si no como un telescopio, que trae la grandeza de Dios para que otros lo puedan ver.

Mauricio, comenta que el líder de adoración tiene que equiparse conociendo La Palabra de Dios. Hace énfasis en que es como un rol pastoral, porque se está cuidando a la Iglesia, se está enseñando al combinar la palabra de Dios con música, si no estas leyendo y estudiando La Palabra de Dios no es posible que seas llamado.

Sergio, comenta la importancia de tener claro el orden de a quien adoramos: “Amaras al Señor tu Dios con toda tu mente […] y a tu prójimo como a ti mismo”,

Primero debemos dar la importancia al Dios adoramos, luego el bendecir a nuestro prójimo, en este caso al pueblo de Dios y luego la importancia debida a la música. Cualquier cambio de este orden provocaría un caos.

Mauricio, comenta:

“Conozco músicos que conoces su instrumento más que a Jesús”.

“Debo tener cuidado de hacer la música mi prioridad”.

“No puedes enseñar el evangelio si no lo sabes”.

Sergio, hace una muy buena reflexión de lo que pasa hoy.

“La gente que se sabe todas las marcas de los instrumentos, se saben todas las canciones nuevas, pero no conocen los nombres de sus hermanos, no conocen a predicadores de bendición y lo peor es que no conocen la palabra de Dios”.

“En Latinoamérica necesitamos exhortar a nuestros jóvenes, hay mucho talento, hay mucho arte, Dios les ha capacitado, Dios está levantando una generación con muchas capacidades artísticas, con mucha creatividad, con mucho ingenio para Su gloria. Dios está levantando mucha gente. Necesitamos animarles, que crezcan en el conocimiento de la Escritura, en Amor por el pueblo, en servicio, en humildad en carácter para que Dios sea honrado”.

Conclusión

De esta conferencia podemos sacar muchas enseñanzas respecto a cantar el evangelio, pero podemos reflexionar…

¿Estamos cantando realmente el evangelio? ¿Nuestras vidas son la muestra de la verdadera adoración Cristiana? ¿Conocemos a Dios tan profundamente que podamos cantar sus maravillas con convicción?

Sin duda necesitamos conocer más la Escritura para poder adorar verdaderamente a Dios y cantar el evangelio como lo hicieron nuestro antecesores.

Quiero añadir la importancia de que adorar es sacrificio, cuando Abraham fue a sacrificar a su hijo Isaac, lo que estaba haciendo era adorar a Dios, y Dios le recompensó.

Nosotros debemos adorar a Dios porque nos salvó, debemos cantar el evangelio, porque él nos sostiene y nos sostendrá. Recordemos siempre que un día adoraremos a Dios por la eternidad, eso debería ser suficiente para que nosotros pudiéramos adorarle todos los días de nuestras vidas, hasta que él venga por nuestras vidas.

Dios nos ayude.

Para ver la mini-conferencia dale click al siguiente link:
vimeo.com/114723371

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Tienes alguna pregunta?

Escríbenos

Copyright © Todos los derechos reservados a esclavosdecristo.com
Un sitio web desarrollado por dobleinfinit.com
envelope linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram